El 2020 llega con renovado interés por los planes de infraestructura

El 2020 llega con renovado interés por los planes de infraestructura

Los inversionistas internacionales están apostando por los proyectos de infraestructura de Colombia, proporcionando deuda y capital a medida que la nación sudamericana, que se recupera de su mayor escándalo de corrupción en décadas, se prepara para construir una serie de carreteras y aeropuertos.

El gigante británico de infraestructuras John Laing Group Plc, la gestora de activos con sede en Estados Unidos BlackRock Inc. y la compañía estatal China Harbor Engineering Co. se encuentran entre las firmas extranjeras que están comprando participaciones en carreteras, construyendo líneas de transporte público y facilitando deuda.

El sector está atrayendo un renovado interés de los inversionistas de todo el mundo, dijo Alex Yew, director gerente para América Latina de John Laing, afincado en Londres, que invierte capital en proyectos.

“A medida que se desaceleran sus mercados nacionales, están viendo que todos están en Colombia. Y se están dando prisa”, señalo. El repunte se produce tres años después de que un escandalo de corrupción en torno al contratista brasileño Odebrecht SA paralizase el sector.

El Gobierno ha apartado nuevos fondos para proyectos que se han detenido y está preparando un plan ambicioso de carreteras y aeropuertos que se dará en los próximos dos años, dijo la ministra de Transporte, Ángela Maria Orozco, a los inversionistas recientemente.

El plan incluye al menos 10 nuevos proyectos de carreteras, que según estimaciones del Gobierno costaran aproximadamente US$4.000 millones, según una presentación del Ministerio de Transporte al que ha tenido acceso Bloomberg.

La Agencia Nacional de Infraestructura del Gobierno, ANI, dijo que su objetivo es comenzar el proceso de licitación de ocho proyectos en el primer semestre de 2020. Empresas de construcción nacionales, que están vendiendo sus participaciones en carreteras casi terminadas y planean usar esas ganancias para invertir en nuevas carreteras, se han sumado a grupos internacionales.

Se han puesto a la venta participaciones en proyectos por un valor estimado de unos US$3.000 millones. Representantes de BlackRock y China Harbor Engineering rehusaron hacer comentarios. El país, de casi 50 millones de habitantes, está dividido por la cadena montañosa de los Andes, que hace que la construcción sea difícil y costosa.

Colombia ocupa el puesto 92 en calidad de infraestructura vial en una clasificación de 141 países, por detrás de Bolivia y Sierra Leona, de acuerdo con el informe de Competitividad Global del Foro Económico Mundial.

El plan de construcción de carreteras del Gobierno de US$18.000 millones, conocido como 4G, quedo paralizado a raíz del escándalo de Odebrecht.

La compañía llego a un acuerdo en 2016 con las autoridades estadounidenses y brasileñas en el que reconocía que pago US$788 millones en sobornos para ganar contratos en toda América Latina, incluida una sección de una carretera en Colombia.

Los inversionistas se retiraron por el temor a posibles responsabilidades y danos a la reputación. El Gobierno ha tomado medidas para reiniciar el programa 4G, que también sufrió el impacto de problemas con la adquisición de tierras, licencias ambientales y resistencia social, segun Fitch Ratings.

Después de conocer las tendencias que están innovando el mercado,¿ qué espera para aplicarlas en su compañía?. La evolución significa adaptabilidad y esperamos que apueste a estas tendencias para mejorar los ingresos de su compañía.

Y recuerde que por eso en ALL IN CONCRETE somos su aliado en soluciones de Concreto.